Navidad, Navidad, SANA Navidad.

¡¡Las fiestas navideñas han llegado!! ¡Que emoción! ¡Ya viene Santa con los regalos, el pavo, la familia, los romeros, las posadas, el ponche, la piñata y los kilooooooos! Según yo hay 2 tipos de navidades, la primera, en donde te dejas ir y asumes que subirás unos kilos que “llegando Enero los bajo rápido” (aquí los espero)  y una en donde te cuidas, disfrutas y llega Enero sin kilos encima. 

La clave está en comprender que no se tiene que sacrificar la salud por el placer. ¡Sigue estas sencillas reglas de una N A V I D A D sana y guapa! 

N – ¡No comas como si el mundo se fuera a acabar! Come pausado, date el tiempo de disfrutar tu comida, de llenarte de los sabores de cada bocado. 

A – ¡Activate! Sal a caminar, organiza actividades navideñas como salir a ver los nacimientos que ponen en diferentes puntos del DF, a los mercados a disfrutar la fruta de temporada, al bosque a oler el pino en su máximo esplendor.

V – ¡Vive cada momento! Piensa en HOY, la navidad es una época de compartir y disfrutar, ¡Vívela! 

I – ¡Hidrátate! la H es muda! jajaja Toma más agua de la de costumbre, en la época fría solemos disminuir el consumo de agua natural en un 30% que no te gane el frío! 

D – ¡Disfruta! – Toda la temporada navideña nos gusta tanto por que nos recuerda momentos de alegría, unión, y familia. Sigue valorando estas fechas y disfruta estarlas viviendo. 

A – ¡Alcohol! Ten cuidado con tus porciones de alcohol esta temporada, alterna tus bebidas alcohólicas con bebidas simples y disfrutaras más las reuniones. 

D – ¡Decídete! Esta en ti disfrutar la temporada, volver a Enero fuerte, descansada y saludable

¡¡¡Felices Fiestas !!!

Seguiré mi rutina de ejercicio  y alimentación normalmente.

  1. Comeré alimentos típicos de la temporada sólo en fiestas y reuniones, no diariamente y a todas horas.

  2. Saborearé los platillos, comiendo pausadamente y no como si se fuera a acabar el mundo.

  3. Comeré hasta sentirme satisfecho, no lleno.

  4. Beberé alcohol de forma moderada.

  5. Iniciaré todas mis comidas con un plato de ensalada fresca.

  6. No me saltaré comidas, en especial el desayuno.

  7. No comeré para complacer a los demás.  Diré “No, gracias” y no me sentiré mal por declinar una invitación.

  8. No olvidaré que estas son “fiestas” y “vacaciones” por lo tanto, la pasaré contento(a) y relajado(a).

  9. Recordaré que esta temporada se trata de unión, alegría y amor, no de comida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *